Tocineando a la Bipolar

De todo lo que soy y lo que tengo

La incursión veinteañera Vol. I diciembre 28, 2010

Filed under: Tocinismos — sdrosell @ 12:35 pm
Tags: , , , , , , ,

Viendo el exitazo que tengo entre los mayores de 30 y los menores de 40, he decidido hacer incursiones en la franja de edad que va desde los 25 a los 30.

Yo he sido siempre bastante reacia a mantener algún tipo de relación sentimental o no sentimental con hombres mas jóvenes que yo, debe ser que la experiencia que yo tuve cuando era adolescente me marcó de por vida…

Yo tenia 17 años y estaba enamoradisisisisisima de un chico que se llamaba Sergio, en esa época los rubios con pelo largo(look Redondo, el jugador de moda del Real Madrid en aquella época) causaban furor y claro.. yo me dejé arrastrar por ese furor y conocí a Sergio, alto, guapo, con el pelo largo y rubio, eso si, lo sacudías y le caían bellotas de lo tonto que era.

Nos conocimos, bueno realmente yo hice lo posible y lo imposible por que me conociera y un día en Kapital al son de La Chispa Adecuada de Héroes del Silencio, nos besamos y ahí empezó una pseudorelacionrollo adolescente…

El chico no era un lumbreras, era torpe, besaba fatal y era 2 años menor que yo, aunque físicamente aparentaba 2 mas que yo y estaba tremendo, por eso, a mi me daba igual todo, tenia un rubio de pelo largo para mi solita y eso en aquella época generaba en las demás chicas una envidia atroz.

A la semana de pseudoestarjuntos, en una tarde lluviosa, nos fuimos con los amigos, a una zona de bares del barrio para beber, en aquella época se podía consumir alcohol desde los 16 y como el clon de Redondo, aparentaba mas de 16 nos dejaron entrar sin ningún problema.

Una vez dentro del bar, empezamos a jugar a un juego cuya finalidad era acabar borracho con alguna excusa tonta y a un módico precio (que la moneda cayera de cara, de cruz, la carta mas alta, la mas baja….) y llegó un momento que yo había ingerido tal cantidad de alcohol que veía doble y el clon de Redondo no se quedaba atrás, por lo que decidimos salir fuera para que nos diera el aire (o darnos el lote tranquilamente).

Una vez fuera, viendo que el mareo no se me pasaba, decidí salir del portal que en ese momento nos cubría para que la lluvia que estaba cayendo me espabilara y le dije a Sergio ven, que ya veras como te espabilas enseguida, a lo que mi rubio particular respondió no, que se me moja el pelo y me despeino.

En ese mismo momento, bajo la lluvia, iluminada por una farola como si fuera la iluminación de mi propio razonamiento, me dí cuenta de que estaba con una persona a la que yo le venia grande, una persona cuya prioridad numero uno en la vida era su pelo, un niño al fin y al cabo.

En ese mismo momento, bajo la lluvia, mi enamoramiento se fue por los sumideros de la calle, llenando las alcantarillas… Y cuando me dí cuenta de todo eso, me acerqué a él y le dije que se había acabado nuestro pseudorelacionrollo, me di la vuelta y me fui a casa.

No volví a saber nada mas de él ni él de mi, lo único que sé es que a partir de ese día, no he vuelto a tener una pseudorelacionrollo con ningún chico rubio con el pelo largo ni con nadie menor que yo.

Veremos a ver como se me da la nueva franja de edad.

Anuncios
 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s